Tchouameni, por @elcarrildel2

Triunfal aparición de Aurelien Djani Tchouameni (Ruan, Francia, 27-01-2000), en las alineaciones del Real Madrid. Sorprendiendo a casi todos, dejando atrás aquello del peso de la camiseta y de la responsabilidad que supone hacerse un hueco en la alineación titular del catorce veces Campeón de Europa.

Honda preocupación generó en algunos la marcha de Casemiro, a última hora y a un equipo en horas bajas. Volvió a salir a relucir aquello de la búsqueda de nuevos retos, que ya empieza a oler a chamusquina, a excusa, a frase bonita y de intachable corrección política.

Claro que eso ya es agua pasada. En únicamente seis partidos oficiales, Tchouameni se ha encargado de acreditar que el nivel del medio campo del Real Madrid sigue estando al máximo nivel, bien sea con los maestros Luka Modric y Toni Kroos, bien jueguen los jóvenes Camavinga, Ceballos o el pajarito Valverde.

Tchouameni tiene veintidós años, esto es, le quedan, si las lesiones le respetan, al menos diez espléndidas temporadas defendiendo el escudo del Real Madrid. Y destaquemos que ha venido a nuestro Club desechando ofertas sustanciosas de otros equipos, entre ellos alguno puntero de la Premier, esa competición que ya sabemos cómo se las gasta en cuanto a contratos suculentos.

Si como muestra vale un botón, digamos que en el último partido de liga el centrocampista francés tocó el balón en noventa y dos ocasiones, con un ochenta y nueve por ciento de acierto en el pase. Ganó el cien por cien de los duelos aéreos (nada menos que 187 centímetros le adornan), y salió triunfante de dieciséis disputas de las diecinueve en que intervino.

Más allá de números, desde mi punto de vista la gran virtud de Tchouameni es su capacidad de defender y salir hacía adelante con el balón controlado, defender hacia adelante que se dice, circunstancia de la que carecía el equipo con anterioridad, que tendía a recular hacia su área y defender en muchas ocasiones al borde de la misma. Lo que se denomina defender hacia atrás.

Cierto es que ese ir hacia arriba de Tchouameni obliga a una mayor vigilancia defensiva a sus acompañantes en el centro del campo, algo en lo que hemos visto emplearse a Kroos cuando ha sido necesario (en Glasgow le vimos en el primer tiempo situarse entre los dos centrales para sacar la pelota con la debida diligencia).

De su importancia en el juego dan igualmente probada información las jugadas que han terminado en gol y que han contado con su participación en algún momento de las mismas.

Igualmente poderoso en los balones aéreos, a medida que vaya cogiendo el aire a sus nuevos compañeros y se pueda comunicar con ellos de manera fluida, su influencia en el juego colectivo no puede sino mejorar de manera significativa.

Sigue adelante la política de fichajes acertada por parte del Club. Sin poder comprometerse con cifras absolutamente estratosféricas y, me atrevo a decir, fuera de mercado de clubes de la Premier o el PSG, sigue el Madrid siendo un equipo competitivo y fiable al máximo. El comienzo de la presente temporada resulta esperanzador. Cuanta Ancelotti con un grupo muy amplio de futbolistas que le capacitan para hacer rotaciones y que el rendimiento del equipo no se resienta en lo más mínimo.

Buenas tardes a todos. HALA MADRID.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies