La Crónica. Marino de Luanco 1-0 RM Castilla. Asomados al precipicio, por @elcarrildel2

El Marino de Luanco se ha impuesto (1-0) al RM Castilla, en el partido correspondiente a la Jornada 21 del Campeonato Nacional de Liga de la Segunda División B, Grupo I, celebrado en el Estadio Municipal de Miramar, de la ciudad asturiana.

Sigue el RM Castilla sin levantar cabeza. Visitaba este domingo al Marino de Luanco, con el que comparte posición en la tabla, asociados ambos al precipicio de los puestos de descenso. Supieron los asturianos encarar mejor el partido, en un terreno de juego de césped natural, pero muy castigado por las inclemencias meteorológicas de los últimos días.

Introdujo Raúl González Blanco cinco cambios con respecto a la jornada anterior, recuperando el doble pivote, con Blanco y Martín Calderón. No mejoraron los que entraron a los que se quedaron fuera. Transcurría el encuentro entre pelotazos a seguir y balón por los aires, sin que nadie acertase, no se podía, a bajar el esférico al suelo y dar algo de sentido al juego.

Tampoco ayudaba el viento, que pareció soplar en contra del RM Castilla en ambos periodos. Saha tuvo la primera ocasión para los locales en el minuto 8, pero en su carrera hacia Belman se dejó el balón atrás. Su disparo, ya desequilibrado, fue repelido por el guardameta, que un día más fue el mejor de los nuestros.

La única ocasión del RM Castilla en este periodo llegó en el minuto 31. Carrerón de Fran García por su banda, desde la que centró al punto de penalti. Trabanco, el central asturiano, metió el pie para desviar el balón. Lo hizo hacia su portería, obligando a Porrón a una estirada plena de reflejos.

Fue el anticipo del único gol del encuentro, que llegaría tras la señalización de una pena máxima a De la Fuente, por zancadilla a un contrario al borde del área pequeña. Dio la impresión de que a los futbolistas del RM Castilla los faltaba contundencia en sus acciones. Lanzó el castigo Alex Arias, que engañó a Belman.

Martín Calderón disparó duro desde el borde del área en el 39, en un libre directo. Le salió muy centrado, deteniendo Porrón. Insistía el RM Castilla en no jugar al primer toque, siendo como era imposible dominar los botes irregulares del esférico en un terreno de juego tan irregular.

No cambió el panorama en la segunda mitad. Belman sacó dos balones de gol consecutivos en el 56. Pablo Rodríguez ocupó el lugar de Fidalgo, que sigue en mal estado de forma, lo que acusa y mucho el equipo. En el 70, Martín Calderón ensayó el disparo desde lejos. El extraño efecto a punto estuvo de sorprender a Porrón, que despejó con muchos apuros.

Baeza ocuparía su lugar en el 71. Gelabert salió por Marvin, que se marchó acalambrado, en el 76. No pasaba nada, pelotazos sin sentido, muchas faltas, el balón absolutamente fuera de control. Belman evitó el segundo gol local en el 83.

Se acabó el partido. Una derrota más. El RM Castilla, con 26 puntos, que se sitúa a un solo punto de la promoción de descenso, asomado al precipicio, sin que aparezca el bueno juego ni se vislumbre capacidad de reacción alguna.

Buenas noches a todos. HALA MADRID.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies