Feliz 2017, Gracias 2016, por @jotamerengue

A este 2016 cargado de emociones le quedan dos suspiros, se va un año que empezó anunciando tormenta y acabará con un torrente de sensaciones y un baño en copas internacionales, en casa no ganamos nada, pero fuera lo conseguimos todo.

Y eso que no fue fácil, tuvimos que recurrir a la magia de un prestidigitador francés, ídolo de gran parte del madridismo, sumido en el Castilla y con unas ganas tremendas de entrenar al primer equipo, y en ese momento con la pizca de locura necesaria para afrontar tal proyecto y proposición.

Pero lo hizo, no obstante le costó encontrar el ritmo necesario, pero lo halló, en donde menos nos esperábamos y la gente suponía, con todo en contra, y cuando decimos en contra, es en contra, incluso muchos de nosotros lo entorpecíamos, aunque en este día en concreto, fueron más los que visten de amarillo normalmente, y se dice llamar jueces de terreno de juego.

De ahí en adelante 37 partidos lo contemplan invicto, jugando mejor o peor, más lucidos o más trabados, como quieran, pero sin perder, todavía no ha hecho el año, y ha batido un récord tremendo, es increíble, pero lejos de asentarse o acomodarse, busca motivaciones y trabajo para que no suceda como el año de Carlo.

La primera decisión que a tomado y muy coherente es la de hacer más trabajo físico, para que al equipo no le pueda entrar la típica pájara, que te deja tocado, y empiezas a perder todo lo que habías ganado, demostrando una vez más como a Zidane le gusta ir un paso más que los demás. Y lo hace en gran parte porque es consciente de que nada más empezar el año, comenzamos fuerte, en Copa del Rey tenemos un partido duro frente a un rival pegajoso como es el Sevilla, que si se quiere ganar todo, lo primero que hay que hacer es trabajar para ganarlo todo.

Lo bueno que tiene Zidane es que cuenta quizás con una de las mejores plantillas que muchos recordamos en décadas, que ha conseguido involucrar a una gran mayoría dentro de su idea, y ha conseguido que asuman sus roles, es evidente que no a todos porque es muy difícil, pero aún a estos ha conseguido incluirlos en la dinámica, hasta el punto de que cuando saltan al campo sea en el momento que sean, juegan dándolo todo, aunque luego se quejen o reclamen, pero dentro del terreno de juego hacen lo que les pide.

No será fácil, ahora mismo todos quieren jugar contra nosotros e intentar ganarnos, solo hay que pedir lo mismo que han estado haciendo hasta el final de este año, trabajar, luchar y ganar, y el juego, el juego que sea como venga, mientras que los resultado lleguen acompañados de los títulos, no nos tiene porque importar más, total al final no cuenta cuanta posesión o toques hiciste en un partido, sino como se encuentra tu sala de trofeos.

Tengáis todos una feliz salida y entrada de año, pedir mucho, sobre todo que nuestro Madrid nos lleve muchas veces a la diosa Cibeles, Feliz 2017, Gracias 2016.

Hala Madrid y nada más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies