La Crónica. Shakhtar Donetsk 0-5 Real Madrid. El Madrid se reivindica, por @elcarrildel2

El Real Madrid se ha impuesto (0-5) al Shakhtar Donetsk, en el partido correspondiente a la Jornada 3 de la Fase de Grupos de la UCL, celebrado en el Estadio Olímpico de Kiev, ante 30.000 espectadores. Copiosa presencia de seguidores blancos en las gradas, que sin duda disfrutaron de la goleada de los nuestros.

Fue un partido de reivindicación, tras el empate y dos derrotas previos al parón. Salió el Madrid un tanto a la expectativa. En cuanto comprobó que los locales no estaban dispuestos a dar un paso al frente, lo dieron ellos. Desde el minuto 30 hasta el final, no hubo más que un equipo en la cancha, mayormente a la vuelta de los vestuarios. El segundo tiempo de los nuestros fue primoroso de juego y acierto.

Comenzó el partido con tres disparos del Madrid (minutos 2, 3 y 6). El portero local, Trubin, no atajaba los balones, sino que optaba por despejarlos. Presionaban en la salida del balón, causando dificultades. Nos dieron un susto en el 22, en que Mendy, que reapareció con nota, despejó un balón en el área pequeña que llevaba marchamo de gol. La jugada sería posteriormente anulada por off side.

El partido se rompería definitivamente en el 36. Lucas Vázquez centró desde la derecha, hacia la posición de Benzema. Krischov, al intentar despejar, envió el balón al fondo de su portería, con el guardameta a media salida.

Benzema disparó durísimo en el cuarenta, a la salida de un córner, ocasión que sirvió para marcharnos al descanso con buen sabor de boca por lo visto los quince minutos postreros.

Había salido el Madrid con su típico 4 3 3. Reaparecía Mendy, y parecieron agradecerlo tanto Alaba como Militao en el centro. Lucas de lateral derecho, atento a sus labores defensivas y doblando una y otra vez a Rodrygo, extremo derecho.

Modric trabajaba a destajo. Hasta dos recuperaciones seguidas en la misma jugada le pudimos ver. El ejemplo del croata es admirable, un espejo en el que mirarse los jóvenes que vienen por detrás. Junto a él, un gran Kross, con sus pases de cincuenta metros cambiando el sentido del juego. Casemiro empezó lento, pero se fue entonando a medida que pasaban los minutos, circunstancia que le vamos viendo desde hace ya unos cuantos partidos.

Sufrió el medio centro una entrada de tarjeta roja en el inicio del segundo periodo, que se quedaría en amarilla para Marcos Antonio, recién incorporado al juego.

El partido se rompió definitivamente en el minuto 50. Karim, otro partido memorable del francés, robó un balón en un saque de banda. Avanzó con decisión hacia el área, habilitó a Modric que entraba por el centro. El croata, de primeras, filtró un balón exquisito al punto de penalti, en el que se encontraba Vinicius, que definió como un ariete.

Si el segundo gol fue espléndido, el tercero fue de pañuelos. Vinicius se pegó el balón al pie, hizo tres, cuatro, cinco….regates, para terminar la jugada de un zurdazo a la escuadra que nos puso de pie, un tanto mareados, eso si, por los zig zags del carioca.

Se gustaba el Madrid, cuya superioridad ya era aplastante. No bajaban los de Ancelotti el ritmo en ningún momento. El cuarto llegaría en el minuto 64. Karim para Vini, cuyo pase al centro llegó a Rodrygo que definió de primeras con su pierna izquierda, en un remate que ya vimos en el primer partido de esta fase.

Pudo marcar Benzema en el 69. Despejó Trubin. Marcelo ocupó el lugar de Mendy en el 73. Después entrarían Valverde, Asensio y Camavinga (minuto 76) por Kroos, Modric y Rodrygo. Casi al final (minuto 86), Vallejo debutó en la presente temporada reemplazando a Militao.

El partido entraba en el descuento. Asensio, desde la derecha, puso un centro exquisito con su zurda a Benzema, en el punto de penalti. Karim anotaba el quinto del Madrid, completando de esa manera una hora de fútbol fantástico de un Madrid que mantuvo su portería a cero gracias a tres intervenciones soberbias del mejor portero del mundo, Thibaut Courtois. Sus dos intervenciones consecutivas en el 66, maravillosas. La del 92, para las escuelas de porteros.

Sale el Madrid de Kiev por la puerta grande, reivindicándose a si mismo y al fútbol bueno, emitiendo señales magníficas de cara al clásico del próximo domingo, y coliderando la clasificación del grupo D de la Champions.

Buenos días a todos. HALA MADRID.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies