La Crónica. Real Madrid 0-3 CSKA Moscú. Noche aciaga, por @elcarrildel2

El CSKA de Moscú se ha impuesto (0-3) al Real Madrid, en el partido correspondiente a la Jornada 6 de la fase de grupos de la Champions League, jugado en el Estadio Santiago Bernabéu, que registró una buena entrada, a pesar de los desacostumbrado de la hora.

Todo estaba ventilado en esta última jornada en el grupo G. El Real Madrid pasa a la siguiente fase como primero. Quizás por ello, la tensión de los futbolistas estuvo por debajo de lo exigido. Quizás influyera el exceso de juventud que puso Solari sobre el terreno de juego. Quizás el momento del equipo no sea el mejor. Quizás alguno o algunos han dejado pasar una oportunidad de reivindicarse. Seguro que sumando todo, queda meridianamente claro lo ocurrido en la tarde de hoy.

El caso es que no empezaron mal los nuestros. Vinicius desde la izquierda, con Marcelo de escudero, era capaz de hacer creer al respetable que en cualquier momento podía llegar el gol. Pudo marcar Benzema en el 17, tras un control con el tacón del brasileño, carrera hasta el borde del área y centro al punto de penalti.

En el 23, de nuevo Vinicius disparó con mucha intención. Despejó Akinfeev. El rebote le llegó a Asensio, que con su pierna izquierda puso el balón en la escuadra. Intervino de nuevo el meta ruso en el 28, a disparo del mallorquín, que tuvo la oportunidad más clara en el 31, tras una jugada rapidísima en la que intervinieron Benzema y Vinicius. Su disparo, centrado, fue detenido por el guardameta.

Con ese contragolpe se terminó el ataque del Madrid en ese periodo. Llegaría el primer gol ruso en el 36. Pase en profundidad fallido de Marcos Llorente, que después correría en paralelo al atacante sin hacer la obligada falta, un pecado que ya hemos visto más veces a los mediocampistas del Madrid, y que quien corresponda debería corregir de manera urgente. Chalov, desde el borde del área, disparó al ángulo con comodidad para establecer el 0-1.

El mazazo fue muy duro, sobre todo para los muchos jóvenes que hoy ha puesto Solari sobre el terreno de juego. En el 42, un pasivo Marcelo deja progresar a los atacantes rusos. Javi Sánchez, en lugar de atacar el balón, optó por recular, dando unos metros a los de Moscú, que supieron aprovechar. Nos íbamos al descanso con un 0-2, que no hacía justicia a lo visto sobre el terreno de juego, pero que acreditaba un día más que la veteranía siempre es un grado.

Bale sustituyó a Benzema en el descanso. No mejoró el galés a Karim, que además sufrió un percance en su pie derecho que ya le marcaría para el resto del encuentro. Quizás Solari debiera haberlo reemplazado.

Pudieron cambiar las cosas en el minuto 55. Un jugadón de Vinicius, marchándose de cuanto contrario le salió al paso, concluyó con un pase a Isco, que entraba solo por la derecha. El malagueño no supo resolver la situación. Recibió una pitada unánime del Bernabéu.

Ese fue el último intento. Entraron al campo Kroos por Llorente, y Carvajal por Marcelo. Nada cambió. No eramos capaces de ganar un balón dividido, ni de rematar en el área contraria. La ausencia de un rematador lo hacía imposible.

La puntilla llegó en el 72. Blazic batió por tercera vez a Courtois, para cerrar una noche aciaga en el Santiago Bernabéu, que no veía una derrota de los suyos en Champions desde hace veintisiete partidos.

Buenas noches a todos. HALA MADRID.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies