La Crónica. Atlético de Madrid 2-1 Real Madrid. Nos vamos a Cardiff, por @elcarrildel2

El Real Madrid se ha clasificado, por segundo año consecutivo, para jugar la final de la UEFA Champions League, a celebrar en el Millenium Stadium, de la ciudad galesa de Cardiff, el próximo sábado, 3 de Junio, a partir de las 20,45 horas.

A pesar del excelente resultado que llevábamos al Estadio Vicente Calderón, todos sabíamos que hoy tendríamos que luchar duro para pasar la eliminatoria. Se puso complicado el encuentro. Marcó el Atlético el 1-0 en el minuto 11. Envió Saúl un buen cabezazo al fondo de la red, tras córner botado por Koke, desde la parte izquierda de nuestra defensa.

Y eso que se pudo adelantar el Madrid en el minuto 6. Un testarazo fantástico de Casemiro, que olía a gol, a la salida de una falta, fue sacado de un manotazo por Oblak.

Sin duda, ese tanto enardeció a los locales, que forzaron un penalti de Varane a Carrasco. Lo transformó Griezmann en el 2-0. Contra lo que pudiera parecer, el Madrid no se descompuso. A base de toques, y de combinar en el centro del campo, fue capaz de parar al Atlético, que poco a poco se fue viendo superado por la mayor calidad técnica de los cuatro centrocampistas del Madrid.

Llegábamos ya al descanso, cuando Cristiano sacó de banda con rapidez, poniendo el balón a Benzema, convertido en extremo izquierdo. El francés, en fantástica jugada, se fue hasta la línea de fondo, se deshizo de tres defensores rojiblancos y dio un pase extraordinario a Kroos, que entraba en el área como una locomotora. Su derechazo, raso, fue repelido por Oblak. El rechace le llegó a Isco, que estableció el 2-1. Era el minuto 42. De nuevo, se abrían todas las puertas de la final para un Madrid que hizo méritos más que suficientes para no marcharse al intermedio por debajo en el marcador.

El segundo periodo fue de completo dominio blanco. Modric, Casemiro, Kroos e Isco se hicieron los dueños y señores del juego y del campo. Combinaciones rápidas, de lado a lado y de atrás adelante, superando una y otra vez a unos mediocampistas atléticos que no eran capaces de tapar todas las vías de agua que se les abrían.

Aun así, tras la entrada de Correa en el terreno de juego, y siempre aprovechando la debilidad de la banda derecha del Madrid, el Atleti tuvo sus ocasiones. Hizo acto de presencia entonces un soberbio Keylor Navas, que realizó tres paradas (dos de ellas seguidas, en la misma jugada) que salvaron el tercer gol colchonero.

También pudo marcar el Madrid. De nuevo Benzema se metió entre tres contrarios, para perder el balón en el último instante. Se anuló un gol a Modric por fuera de juego de Cristiano, que no lo pareció. Era el minuto 69. Marcelo, una noche más, volvió a estar extraordinario por su banda, en la que abrió un boquete en la defensa contraria.

Agonizaba el partido. La hinchada blanca lo festejaba en la grada. Sin previo aviso, un enorme aguacero se presentó en el Vicente Calderón. Entraron Asensio, Lucas y Morata, por Benzema, Casemiro e Isco. Señaló el Sr. Cakir (que realizó un mal arbitraje, la verdad sea dicha) el final del partido. El Madrid estará en Cardiff, para jugar la que será su decimoquinta final, récord de Europa, y pelear con la Juventus de Turín por nuestra duodécima Copa de Europa.

Esa será otra historia, y aquí os la contaremos. Mientras tanto, disfrutaremos de este momento, inigualable, grandioso, inolvidable. Con el orgullo y la humildad que nos enseñaron nuestros mayores, y que nos ha llevado a ser únicos, los más grandes del mundo. Enhorabuena madridistas. Nos vemos en Cardiff.

Buenas noches a todos. HALA MADRID.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies