La Crónica. AS Roma 0 – 2 Real Madrid. El Real Madrid no perdona regalos, por @Aleelmadridista

El Real Madrid ha vencido por dos goles a cero a la Roma en el quinto partido de la fase de grupos de la Champions. Tras una primera parte demasiado mala de los nuestros, los goles en el segundo acto de Bale y de Lucas Vázquez dan el triunfo al Real Madrid, que permite certificar el pase a octavos como primero de grupos.

Solari sorprendía a la mayoría del madridismo dejando fuera de la convocatoria a Isco. En ella entraba después de mucho tiempo Mariano. En el once titular pudimos ver a Marcos Llorente, el cuál realizó un partido imperial.

Los primeros minutos del choque lo que predominaba era la igualdad. Ningún equipo era capaz de llevar el peso del partido, y el conjunto italiano intentaba conseguirlo a través de una presión muy alta que dificultaba la salida de pelota de los nuestros.

Al Madrid le costaba salir con la pelota jugada. Encontrar a Bale o a Benzema era todo un mundo. La defensa estaba exageradamente débil. Esto no es nada raro y los acercamientos de la Roma se producían en gran parte por los errores de nuestra zaga.

El mediocampo madridista no carburaba. Kroos y Modric totalmente “out”. El único que se salvaba era Marcos Llorente. Los de arriba a excepción de alguna aparición de Benzema totalmente desaparecidos. La primera llegada de peligro del “Rey de Europa” se produjo en el minuto 20 tras un chut del diez madridista que despejó Olsen.

Los de Solari abusaban de la horizontalidad. Buscaban a Tony y a Luka constantemente . Y estos se veían totalmente desbordados por la presión de los pupilos de Di Franchesco, que estuvieron a punto de marcar a través de varios achuchones sobre la portería de Courtois. Primeramente Shick estuvo a punto de marcar pero el portero belga sacó una pierna fundamental y después Kolarov con un tiro desde su casa le faltó poco para hacer el golazo de la jornada. El Madrid no estaba…

No se encontraban a gusto los madridistas.  La imagen dejaba mucho que desear, ya que a medida que avanzaba el primer acto nos veíamos sobrepasados por los romanos. Solo se salvaba Llorente… el resto totalmente fuera del partido.

La última pifia de la primera parte llegaría justo antes de irnos al descanso y vino protagonizada por Dani Carvajal. El canterano mandó un balón de tacón para el centro y Cengiz dio el pase de la muerte a Ünder que a portería vacía y con Courtois vencido manda la pelota a las nubes. Se cantaba el gol en las gradas del Olímpico.

De esta manera nos íbamos al entretiempo. Si la primera parte vimos un partido, en la segunda vimos otro totalmente diferente.

La Roma desaprovechó el regalo del Madrid por mediación de Carvajal en la primera parte. Esto no lo haría los de Solari en la primera jugada del segundo acto. Error defensivo de la Roma, a través de Fazio que tras un despeje bastante extraño de su portero, cabecea hacia Gareth Bale y este delante de la portería de Olsen no perdona y manda el balón al fondo de las mallas. Se encontraba con el gol el galés después de una gran cantidad de partidos.

El Madrid se ponía por delante y todo cambió. La Roma no era capaz de quitarle el dominio de la pelota a los nuestros, que empezaban a combinar y a dormir el choque con jugadas largas. El segundo tanto no se haría esperar y tras una gran asistencia de cabeza de Karim Benzema en el área, Lucas Vázquez a placer hacía el 2-0.

Superábamos la hora de partido y aparecía la figura de Olsen. Este le realizó una gran parada a Marcelo y a Benzema. Los de Solari adelantaban líneas y dominaban completamente el encuentro.

Los nuestros se gustaban y eso se notaba. Kroos y Modric empezaban a aparecer en el medio y conectaban entre ellos y con los jugadores de ataque. El conjunto italiano era incapaz de llegar a la portería madridista.

El técnico argentino del Real Madrid empezaba a mover fichas. En el 77 se marchaba Benzema e ingresó en el campo Mariano. Tan solo tres minutos después, Modric dejó su hueco en el campo a Fede Valverde. Se retiró con aplausos el genio croata del Real Madrid.

El último cambio llegó a falta de seis minutos para el final. Se marchó Bale y entró Asensio. Al Balear le pudimos ver varias cabalgadas como las que hacía antaño y que tantos echamos en falta los madridistas. Ojalá lo empecemos a recuperar poco a poco.

Para finalizar Mariano tuvo una oportunidad, pero se le nublaron las ideas y no terminó de rematar ante Olsen.

De esta forma, el Real Madrid saca el billete para los octavos de final de la Copa de Europa. Hoy se ha visto una mejor imagen respecto a la de Ipurúa. Cierto es que hay algunas cosas a mejorar, pero lo positivo es que el equipo ha sacado los tres puntos ante un equipo y un estadio muy complicados. El tricampeón de Europa cerrará la primera fase de la Liga de Campeones ante el CSKA sin haber absolutamente nada en juego.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies